EL “CAUTIVERIO BABILÓNICO” de los PAPAS en AVIÑÓN (Siglo XIV)


Durante su estancia en Aviñón, el prestigio de la Santa Sede decae gravemente debido a la infiltración de prácticas de corrupción y nepotismo (=monopolio de altas dignidades eclesiásticas por familiares de los papas). Los papas se comportan cada vez más como unos príncipes feudales que no muestran ningún respeto por la fe y las costumbres tradicionales (disciplinarias) del clero católico. Esto preocupa a los sectores más reformistas de la Iglesia (sobre todo en las nuevas órdenes mendicantes), que ven cómo el papado se convierte en una fuente de escándalos y una rémora capital para la renovación y mejora del ejemplo social y el prestigio de la Iglesia.
1316-1334 JUAN XXII (papa famoso por su corrupción) condena en 1323 la doctrina franciscana de la pobreza radical de Cristo y de los doce apóstoles. Con la Bula "Cum Inter Nonnullos", el papa realiza su última intervención (esta vez auténtica injerencia) en el arbitraje de los conflictos sucesorios en el Imperio Germánico:
1324 Excomunión de LUDWIG el BÁVARO. A instancias de SANTA BRIGITTE (1303-1373) desde Suecia, URBANO V traslada la corte papal a Roma en 1367. El retorno definitivo de los papas a Roma se producirá en
1377: GREGORIO XI FIJA la SANTA SEDE en ROMA de manera INAMOVIBLE (hasta la actualidad).
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s