La corte de Nikolai II


Cuando la desgraciada zarina Alexandra logra dar a luz a un hijo varón, un heredero al trono de su marido el zar Nikolai II, el niño nace con una enfermedad incurable por aquel entonces: la hemofilia. Los médicos no pueden hacer nada por el niño, que vive en constante peligro de muerte. Desesperada, la zarina empieza a probar con santones, curanderos, brujos y sanadores hasta que da con el gurú Grigori Rasputin. El rechazo inicial por este hombre por parte de la corte rusa, la reina madre y toda la familia de Nikolai II, enclaustró a la zarina Alexandra en una desconfianza paranoica en todos los que la rodeaban, que distorsionó mucho su percepción de las personas. Invariablemente se acercaban a ella servidores mediocres, interesados o desequilibrados, mientras que los capaces y ambiciosos se alejaban de ella decepcionados. Cortó toda conexión con la realidad y atrapó al zar Nikolai aislándolo también. En su soledad, se fue imbuyendo de una especie de ideología mística: combinaba algunas nociones autoritarias germánicas con vagas fantasías acerca de una supuesta “monarquía democrática absoluta” habida en Rusia antiguamente. Pero al final fue conducida al lugar previsto por su entorno: a creer a ojos cerrados en la autocracia. “El zar es escogido por Dios y sólo es responsable de su política y sus errores ante él.” “La ideología del zar es la fe cristiana ortodoxa.” “La fuerza del zar descansa en el amor de su pueblo campesino ortodoxo, del cual es su “Padrecito”. “La nobleza, la burguesía y los intelectuales son los enemigos natos del zar y de su pueblo, y se mezclan y confunden con los terroristas y los revolucionarios”.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s